Una sola cuenta de trading para el negocio de divisas, acciones, materias primas, etc.



Una sola cuenta de trading es un complejo de servicios de corretaje, que permite al cliente negociar de una cuenta simultáneamente en diferentes segmentos financieros del mercado.

Durante los últimos años la cantidad de las compañías, que proveen servicios en los mercados de Forex y CFD está continuamente creciendo. A este respecto crece la competencia entre las compañías de corretaje, que trabajan en esta esfera. Esto, a su vez, contribuye al mejoramiento de las condiciones para los clientes de las compañías y aumenta las oportunidades para el comercio efectivo.

Ante todo, las compañías empezaron a bajar los spreads.Cuando este recurso se agotó, aparecieron el comercio con la tecnología ECN y cuentas PAMM. Las compañías que ofrecían activmente estos servicios mediante una publicidad agresiva, inspiraban a los clientes la idea que precisamente estas innovaciones permiten a los clientes ganar más dinero en este mercado. Actualmente el entusiasmo por estas innovaciones desapareció significativamente y surgió la necesidad de nuevas ideas y oportunidades.

Ahora una de las ventajas más importantes para atraer a clientes es la gran cantidad de instrumentos comerciales. Si antes las compañías básicamente ofrecían a sus clientes el comercio de diferentes pares de divisas, ahora la condición imprescindible de atraer a clientes es la oportunidad de negociar una gran cantidad de instrumentos de todos los segmentos del mercado financiero (acciones, índices, materias primas, etc.) de una sola cuenta (ETC). Este servicio es una de las tendencias del desarrollo en el plano de atraer a clientes.


Hoy en día existen dos esquemas principales para proveer este servicio.

Observemos las particularidades de ambos esquemas, sus ventajas y desventajas.

AccionesMaterias primasFuturosDivisasCuenta de brokerBrokerUna Sola Cuenta
Comercial
Clientes

La esencia del primer esquema es que las compañías declaran la posibilidad de negociar diferentes instrumentos financieros mediante el ACCESO DIRECTO a decenas de bolsas más grandes de los Estados Unidos, Europa y Asia a través de sus propios terminales comerciales de una sola cuenta del cliente. A primera vista, todo atrae a los clientes. Pero al analizar con más detalles surgen muchas preguntas. La condición imprescindible del acceso directo a la bolsa o, en otras palabras, el negocio de los clientes sin intermediarios directamente en la bolsa supone la apertura de una cuenta individual y formalización de un conjunto específico de documentos, respectivamente. De verdad, en los marcos del esquema dado, el cliente, como regla, abre una cuenta directamente en la compañía a base de un documento (que verifica su identidad). Además, el acceso directo mediante el terminal comercial de la compañía presupone, que este terminal debe tener licencia en cada bolsa. Esta condición en la mayoría de las compañías que publicitan el servicio dado, también no se realiza.

De este modo, se puede constatar, que el acceso directo, como tal, no se provee al cliente, y el negocio se realiza o a través de la subcuenta de la compañía u otras compañías de corretaje, lo que se suele pasar por alto. A este respecto no hay ninguna garantía que todas las transacciones de los clientes se trasladan a la bolsa. Además, en los marcos del esquema dado el spread de todos los instrumentos es flotante, que, según el expuesto crea posibilidades para la manipulación de los resultados de las transacciones.

AccionesMaterias primasFuturosDivisasCuenta del brokerBrokerUna Sola Cuenta
Comercial
ClientesCFD

El segundo esquema del comercio de una sola cuenta de trading con instrumentos financieros, que se negocian en las bolsas más grandes del mundo, es bastante claro y transparente. Aquí se trata del negocio de todos los tipos de activos del mercado mediante CFD (CFD sobre acciones, índices, materias primas). El líder indudable entre las compañías, que provee tal servicio a sus clientes, es la compañía IFC Markets.

A diferencia del primer esquema que no es bastante transparente, aquí no se declara el accceso directo a las bolsas. La compañía es el emisor de contratos CFD y provee la liquidez necesaria para estos contratos en los límites de los fondos de garantía de los clientes. Al principio la compañía compra y vende los contratos CFD de los clientes, y luego, en los marcos de su estrategia de la gestión de los riesgos, realiza la cobertura de la posición o directamente en la bolsa, o en los proveedores principales de la liquidez de la bolsa.

Cabe mencionar que a diferencia de las compañías que trabajan según el primer esquema, en la compañía IFC Markets los spreads de todos los contratos CFD son fijos. Es una gran ventaja para los clientes. El carácter flotante de los spreads no permite planificar correctamente la entrada y la salida del mercado, y planificar las ganancias y pérdidas con la precisión requerida.

La compañía IFC Markets ofrece a sus clientes negociar CFDs sobre los índices bursátiles mundiales, acciones de EE.UU., Europa y Asia, además sobre muchas materias primas. Por el momento se negocian 500 contratos CFD, y su cantidad está cada vez creciendo y en un futuro cercano la compañía IFC Markets planifica alcanzar hasta 1000.

Concluyendo, se puede también constatar, que el esquema de CFD es claro y transparente para los clientes y les permite aplicar sus estrategias comerciales con más eficacia.

Confirmar la teoría en la práctica
Una vez abierta la Demo, se le proporcionarán materiales educativos y soporte online